Birmania, eterna desconocida, ¿por cuánto?

Todavía este nombre se reconoce, pero si pronuncio Myanmar, las caras tornan bizarras, gestos de extrañeza que delatan desconocimiento. Así es, Myanmar es la antigua Birmania, aquel país del sudeste asiático que tanto se ha mantenido cerrado al exterior, sin dejar entrar al extranjero, permaneciendo virgen, sin contaminar por absurdas ideas occidentales que tanto nos empeñamos en propagar por el mundo, creyéndonos con la verdad absoluta y esperando, en nuestra ignorancia, que funcionen por igual no importa el territorio, sin atender a diferentes culturas y necesidades.

Este hecho conlleva dos consecuencias principales, que desconozcamos en buena medida la realidad de un país fuertemente golpeado por ellos mismos y que, por otro lado, aún guarde su maravillosa esencia. Comencemos por lo último.

Nos encontramos aquí con uno de los países más impresionantes y dignos de conocer que podamos imaginar, sin posibilidad de defraudar. Personalmente, quedé prendado de él. Paisajísticamente, no tienen nada que envidiar a muchas naciones mucho más célebres enpescador-lago-Inle_mujer-y-viajera este terreno. Podemos disfrutar de bellos trekkings, grandes ríos y lagos que marcan la vida del lugar, como el Lago Inle con sus pueblos flotantes y su particular estilo de pesca, templos y monasterios budistas por doquier, que parece construyen casi por aburrimiento, incluyendo la impactante Bagán, antigua capital de los reinos birmanos, donde hallamos miles de templos en un muy reducido espacio, siendo similar la idea a Angkor Bat. Ciudades sobre pobladas, pueblos perdidos y playas paradisiacas sin la más mínima explotación humana.

Pero el punto fuerte, es lo que rodea a todos estos lugares, su gente, un pueblo increíble, abierto, siempre dispuesto a ayudar al visitante, y con una sonrisa que llena su cara y parece imborrable a pesar de todas las calamidades a las que se ven sometidos.

Esto, sin duda, es lo mejor que encontramos en el país y aunque gastaría muchas horas hablando de ello, tengo que pasar a su parte más desconocida, su realidad.

Myanmar es un país que vice bajo el yugo de una dictadura militar desde hace casi 30 años y que aunque se han celebrado elecciones en este tiempo, el gobierno no cede el poder y encarcela a sus opositores. Este sistema, como casi siempre ocurre, lleva a la opresión y violación de derechos de manera sistematizada e impune, por mucho que desde el exterior se escuchen vagas quejas.

Los mayores damnificados de esta situación son las minorías étnicas ytheladyb dentro de ellas, todo un clásico, las mujeres. Estas minorías siguen huyendo del hambre, la guerra y las torturas del régimen. En las aldeas, especialmente al norte, se dan asesinatos a golpes, cuchillo o pistola. Existe dentro del ejército un grupo conocido como el batallón de los violadores, que se ocupa esencialmente de realizar violaciones masivas a mujeres dentro de estas minorías.

Para más inri, la junta militar ha desarrollado una política de “licencia para violar” con el fin de aterrorizar a sus opositores. En sus cuarteles realizan desfiles aprovechados para que ellos mismos escojan a sus víctimas dentro de un sistema de gratificación y entretenimiento. A partir de aquí, rienda suelta a las torturas y sometimiento a la esclavitud. Y como éstos, muchos más ejemplos.

Debido a todas estas situaciones, Myanmar está sumida en un continuo conflicto armado que parece no tener fin y estar cubierto de sombras. El punto álgido de esta situación se vivió (y se sigue viviendo) en 2011, con el conflicto en Kachín. Estalló tras romper el acuerdo de paz vigente durante 16 años, entre el ejército y el gobierno de la Kachín para la independencia, situado en la región norte del país, lindando con China. El conflicto ha causado ya la muerte de miles de personas y desplazados, que no sólo tienen que vivir el ser expulsados de sus casas, sino que en países vecinos no les acojan o les coloquen en el escalón más bajo de la sociedad.1313743657_0

En materia de igualdad, a parte del conflicto ya comentado, nos encontramos de nuevo con un agujero que tapar, una sociedad patriarcal, pero en la que las mujeres tienen mucho que decir. A simple vista se percibe una sociedad igualitaria, especialmente encontrándonos en el continente asiático, y aunque el hombre acabe teniendo la última palabra, podemos observar a mujeres en la calle, trabajando y dirigiendo sus propios negocios. Además el sexo masculino es bastante familiar y ayuda en la crianza de lxs hijxs.

Un problema a destacar, es que son ellos quienes continúan copando las altas esferas y quienes tienen mayor poder adquisitivo. En España nosotros sabemos de esto.

Hace cinco años, el gobierno creó una nueva ley contra la violencia machista, a todas luces un avance, pero que más bien viene dada para acallar posibles quejas después de haber firmado el CEDAW, lo que quiere decir, que aunque se implementa y en las ciudades se conoce, todavía se debe hacer un fuerte trabajo de sensibilización en esta materia, tanto con las poblaciones rurales como con las autoridades.

Un punto positivo en el país, es que el acceso a la educación está al alcance de la mano de la población en general. Pobres, ricos, niños y niñas, están obligados a acudir a la escuela, al menos oficialmente, hasta secundaria y de manera gratuita. El número de chicos y chicas matriculados en primaria es equitativo, siendo ellas incluso las que poseen un mayor índice de estudios finalizados.

Y en definitiva, ésta es la realidad de tan increíble y desconocido país. Solo espero que ahora que se está abriendo al mundo y la gente comienza a conocerlo, no nos quedemos únicamente en disfrutar de sus indudables maravillas, sino que luchemos y saquemos a la luz todas las desigualdades que ciertos sectores de la población sufren día tras día. El mundo debe seguir mejorando y Birmania y nosotrxs con él.

“La paz no se escribe con letras de sangre, sino con la inteligencia y el corazón” Juan Pablo II

images (1)

Anuncios

Un comentario en “Birmania, eterna desconocida, ¿por cuánto?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s